2019: menos muertos, pero una reducción insuficiente

C-37, Muntanya, Accident, Mossos

En 2019, 171 personas han muerto en 157 accidentes mortales en las carreteras de Cataluña. Las víctimas mortales han bajado un 11,4% respecto del 2018 y un 30,5% respecto del 2010. Son menos muertes, pero se trata de una reducción insuficiente con respecto a los objetivos fijados por la Unión Europea para el 2020, que piden disminuir a la mitad las víctimas mortales registradas en el 2010.

El director del Servicio Catalán de Tráfico, Juli Gendrau, concreta que en los últimos años se ha producido “un cierto estancamiento” en la reducción de la siniestralidad vial mortal, y en este contexto se ha constatado que la mayoría de los siniestros tienen relación con el factor humano y están asociados a variables como la velocidad excesiva, las distracciones o el consumo de alcohol y drogas. En este sentido, destaca que “creemos que el salto importante para la reducción de la accidentalidad tendrán que ser las ayudas tecnológicas en la seguridad que se están incorporando a los vehículos”.

Más muertos en la movilidad de ocio y más víctimas vulnerables y de mayor edad

De las 171 víctimas mortales que ha habido en Cataluña en zona interurbana en el 2019, más de la mitad, 96, un 56,1%, se han accidentado en fin de semana o en día festivo, es decir, en lo que se considera movilidad de ocio. El fin de semana más negro del año, el que registró más muertes por accidente de tráfico, fue el del 22 al 24 de marzo, con 7 personas fallecidas en las carreteras catalanas.

Si nos fijamos en los colectivos más vulnerables, en el 2019 han muerto 47 motoristas en la carretera, lo que supone un aumento de un 9,3% en el número de motoristas muertos respecto del año anterior. Además, 9 ciclistas han perdido la vida y 10 peatones han muerto atropellados. Así, en conjunto, de las 171 personas muertas en el 2019, un 38,6% son víctimas de colectivos vulnerables.

En la radiografía de la siniestralidad del 2019 también conviene destacar que con respecto a la edad de las víctimas mortales ha habido un aumento del 43% en el número de muertos dentro de la franja de 65 a 74 años respecto del 2018. También vale la pena resaltar la reducción de un 46,5% de los muertos en la franja de edad de 35 a 44 años.

Barcelona, AP-7 y A-2 y octubre, los datos más negros

Por otra parte, Barcelona, con 76 fallecidos en las carreteras, es la demarcación con más muertes, aunque ha registrado dos víctimas menos que el año anterior. En las carreteras de Girona es donde ha habido una mayor reducción de víctimas mortales, con 27 muertos respecto a los 35 de 2018. En Tarragona, con 40 muertos, y en Lérida, con 28, ha habido 6 víctimas menos que en el año anterior.

Poniendo la lupa en el territorio, de la lista de vías donde ha habido cuatro o más víctimas mortales, vemos que la AP-7 y la A-2 son las vías que más muertes registran este año, con 15, seguidas de la N-II, con 11. La C-12 ha registrado 10 muertos este 2019.

Con respecto a los meses del año, octubre fue el que registró a un número más elevado de víctimas mortales, con un total de 21, seguido de agosto, con 20, y  marzo y julio, con 18. El último mes del año ha sido el menos mortífero en la carretera, con 7 víctimas mortales.

Deixa un comentari