La contramarcha salva a los más pequeños

La seguridad de los más pequeños cuando viajan en coche preocupa a la mayoría de padres, pero a veces hay información tan diversa que se hace complicado escoger la mejor opción. Hoy queremos arrojar luz sobre una cuestión que hace tiempo que suena, pero que somos conscientes de que genera muchas dudas e incluso confusión. ¿Los bebés y niños tienen que viajar a contramarcha?

La normativa vial estatal no obliga a llevar a los niños de espaldas al sentido de la circulación; sin embargo, remite al cumplimiento de las instrucciones de los fabricantes y estos, sobre todo en los grupos de sillitas 0 (hasta los 9 kg de peso de los bebés), indican la instalación del sistema a contramarcha. Además, las autoridades de Tráfico recomendamos hacerlo el máximo tiempo posible y como mínimo hasta que el menor tenga 15 meses. Los expertos en la materia aconsejan alargar la contramarcha hasta los cuatro años y los pioneros de las sillitas en sentido contrario, los suecos, hasta los siete años.

¿Por qué? Simplemente porque está demostrado que es más seguro y que se reduce un 80% el riesgo de que los niños sufran lesiones graves en caso de accidente. En este sentido, los formadores en movilidad segura del Área Regional de Tráfico de Girona, Xavier Duran y Robert de Litran, aseguran que “llevar a los más pequeños a contramarcha les protege en caso de colisión las partes más débiles, que son la cabeza, las cervicales y las vértebras”. “La contramarcha contrarresta la desproporcionalidad en la evolución del crecimiento de los niños, en los que la cabeza es más grande”, añaden. Ellos lo tienen muy claro y piden a los padres que “no tengan prisa para ponerlos mirando de cara”.

Hay que tener presente que la cabeza de un niño representa el 25% del peso total de su cuerpo, en contraposición con los adultos, en los que solo es un 6%. En caso de sufrir un impacto, a contramarcha la fuerza es absorbida por la sillita y de esta manera le evita al menor un latigazo que su cuello y cervicales podrían no soportar.

decaleg-cadireta-ok-2018-FINAL
La posición más segura del sistema de retención infantil en el vehículo es a contramarcha y en el asiento central posterior

Siempre hay que seguir las instrucciones del fabricante de la sillita para una correcta instalación. Colocarla bien es tan importante como la calidad y el estado del sistema de retención.

 

Deixa un comentari